docencia·investigación

Conflicto educacional en Chile y software libre

El presente estado de crisis que vive Chile, obliga a muchos estudiantes a estar en sus casas, debido a que sus establecimientos están “tomados”. Algunos apoderados los han cambiado, para que puedan continuar en otros colegios y liceos. En este artículo no pretendo discutir lo que es mejor en tal sentido, cada cual evaluará según su opinión, mi enfoque va por las soluciones para aquellos que no pueden ir a clases y cómo los docentes pueden usar la web para seguir educando.

El Gobierno de turno instauró un sistema de clases evaluadas a través de la web, una solución parche que, a mi juicio, trae implícita una idea maqueavélica: “como la educación se rige por contenidos y aprendizajes transversales, se pueden colocar guías con tales materias y luego realizar pruebas al respecto, sin la necesidad del docente, ni establecimiento educacional, solo Internet”. ¿Eso es educación? Pienso que la herramienta en sí es perfectamente útil, pero dejar fuera a los docentes que conocen la realidad de su aula, saben qué contenidos estaban viendo exactamente, etc. es, como mínimo, un error. Del cual nadie se hace cargo…

¿La propuesta? Los docentes usando Internet y herramientas libres  pueden formar verdaderas salas de clases virtuales, sin pagar un solo peso. ¿Correo electrónico? mm si bien es lo más sencillo de hacer, no ofrece real y ágil sistema de feedback, necesario en todo proceso y más aún en uno educativo. Más en detalle tenemos:

  • Página web: Miles de servicios lo ofrecen sin costo alguno, obviamente, hay que filtrar aquellos que introducen publicidad; incluso se pueden usar servicios de blogging, es prácticamente lo mismo.
  • Guías y contenidos virtuales: Los mismos u otros ofrecen la posibilidad de alojar archivos, que son los mismos que se hacen en clases, solo que ahora en vez de repartirlos impresos, se pueden “colgar” para su descarga o bien “empotrar” para que sean visualizados en linea. (esto soporta documentos, presentaciones, gráficos, etc.)
  • Chat y video conferencia: También son servicios gratuitos, que le permiten al docente tener prácticamente su canal en la web, transmitiendo en vivo cada cierto tiempo, emulando las clases, añadiendo al material entregado una explicación “cara a cara” que siempre ayuda, sobre todo para niños más pequeños.
¿El “pero”? Se necesita conexión a Internet, o sea, no tod@s podrán acceder a él. ¿Qué se puede hacer? Trabajo en comunidad, compañeros de curso se reúnen en casa, tal cual lo hacen cuando tienen una tarea. En tal sentido, pienso que lo mejor sería planificar durante la semana y no en horas diarias como se hace habitualmente, ya que así bastará con 3 o hasta dos veces por semana para que los estudiantes revisen contenidos y respondas evaluaciones. Éstas últimas también debieran ser tomadas en grupo, aunque existen servicios que permiten realizar pruebas individuales, también gratuitos, creo que se podrían usar para medir avances, algo así como pruebas formativas solamente.
Es así como este conflicto puede generar un tremendo cambio utilizando herramientas libres, de cara a las esperadas reformas en educación.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s